• Rabino Skorka

Yom Kipur - Un día dedicado plenamente al espíritu

Actualizado: 10 de oct de 2019



La Tora refiere a Yom Kipur como un día de mortificación (Levítico 16:29, 31: 23:27; 23:32; Números 29:7) por un lado, y como aquél en el que Dios absuelve a Israel y lo purifica, por otra parte (Levítico 16:30). Desde antaño dos elementos caracterizaban este día: lo ritual, la conducta que se debe cumplir, y la superlativa labor espiritual que se debe realizar en él. De tal modo, Maimónides diferencia en su obra codificadora estos dos aspectos, el ritual (se halla descripto en Hiljot Shevitat Asor y Avodat Iom Hakipurim) y las leyes del proceso espiritual a realizar en el mismo (detallado magistralmente en Hiljot Teshuva).


Todos los rituales y prescripciones fueron dados a fin de incentivar en cada uno de los miembros del pueblo un sentimiento de introspección y reelaboración del espíritu. Con respecto al ayuno, que es la forma en que los sabios interpretaron el concepto de mortificación, se lo puede entender como el abandono de todo lo cotidiano a fin de entrar en una realidad espiritual distinta. El famoso Rabi Jasídico, Levi Itzjak de Berdichev, dijo:


“Hay dos días en el año en que la prohibición de comer en ellos debiera ser innecesaria: el 9 de Av (día en el que se rememora la destrucción del Templo de Jerusalem y las penurias que sufrió el pueblo judío) y en Yom Kipur. El 9 de Av ¿quién puede comer? Y en Yom Kipur ¿quién quiere comer?” El recordar la destrucción de los dos Templos de Jerusalem y del tercero, que fue la aniquilación de un tercio del pueblo judío en la Shoa, nos impide comer, la espiritualidad a la que debe llegarse en Kipur nos hace olvidar el comer.

La Mishna (Rosh Hashana 3:7) explica la importancia de la intención por parte de aquel que toca el shofar y del que escucha el sonido del mismo en el cumplimiento del precepto. Más allá de la perfección del sonido, que debe tratar de lograrse, se encuentra la intención, la que le da sentido al mismo. Del mismo modo, las oraciones, ayuno, formas de vestir y demás elementos que hacen a la conducta de este día especial del año nos llaman a sentir una especial presencia de Dios porque nuestra búsqueda de Él es superlativa. El resultado de la vivencia de Yom Kipur debe ser un hallazgo de pureza que nos permite ser mejores seres humanos.


¡Gmar Jatima Tova!




Este sitio utiliza cookies    |    Privacy Policy    |    © 2018. Todos los derechos reservados   |   Diseño Lucky Sparky

En  |  Es